Bienvenidos a mi blog

¡WOWWW Juntos conversando nuevamente!

Regresando de una larga ausencia, me encuentro nuevamente con cada uno de ustedes para conversar de aquellos que nos aPASIONa.

A vuestra disposición mi correo electrónico para proponer nuevos temas como también invitarlos a participar con algún post... Espero poder cumplir con la debida respuesta tan rápido cómo sea posible.

¡Gran abrazo!

Paula Sánchez - paulasanchez2007@gmail.com

Mis Podcast

Gracias a todos por esto!

viernes, 2 de enero de 2009

Kaizen: Desperdiciar y Perder

Continuando con la conversación que venimos manteniendo quiero en principio ofrecerles la entrada relacionada que posee los enlaces anteriores como así también la última publicada.

Kaizen: el tiempo y la información

Kaizen: retomamos

Ofrecidos los enlaces seguimos navegando esta vez por:

Desperdiciar las oportunidades del entorno

Como mencionamos en la entrada anterior esto claramente puede darse como consecuencia de información o información confiable, mala planificación, incapacidad de dirección, falta de foco o carencia de recursos materiales o capital humano que lleva a una empresa puede perder importantes oportunidades engendradas en el entorno externo a la misma.

Es obligación de los directivos y todos nosotros en colaborar con planificar de antemano las acciones a realizar para aprovechar oportunidades que se pueden dar en determinados escenarios económicos – sociales – tecnológicos y políticos.

Desperdiciar las fortalezas de la empresa

Todos los motivos anteriormente descriptos y una pésima gestión en cualquier área funcional de la compañía  son entre otras las razones por las que no se aprovechan plenamente las fortalezas de la empresa para generar beneficios económicos y de posicionamiento.

Pérdida de clientes y consumidores

Por no hacer caso a sus reclamos, ya he mencionado en reiteradas oportunidades: No más el monólogo de la empresa. Escuchemos que la reputación de nuestra compañía está en manos de los consumidores, por ello no tomar en consideración sus sugerencias, no prestar un servicio de calidad, no estudiar debidamente sus necesidades y deseos gran cantidad de compañías pierden día a día su activo más preciado “el cliente”.

Todas estás mudas estratégicas pueden ser resumidas en un gran muda constituido por la falta de planificación. Confirmándose la famosa frase que expresa no planificar es planificar para el desastre”.

La planificación, entendiéndolo como un proceso que nos permite la mejora continua, como todo en la administración, requiere de disciplina y responde a una cultura que fije claramente objetivos en principio y si ellos son excelentes mucho mejor. Pero especialmente pese a ellos o más allá la cultura especialmente debe adherir a ellos. La realidad, alejado de los conceptos aprendidos de la administración muchos empresarios planifican, o especialmente refiero a que lo hacen metódicamente, conscientes 

Como responsables y hasta diría como empleados comprometidos dentro de la fuerte estructura informal que puede existir en una empresa es nuestra responsabilidad evitar aquellas pérdidas de oportunidades o desperdicios que dañan a nuestras compañías. La forma de evitarlo es a través del primer paso dentro del proceso administrativo: La Planificación. La misma será un proceso continuo, ávido, que rompa paradigmas si lo necesita, distintos y llenos de WOWWW!.

Mucho más importante que el plan en sí mismo, será eel proceso de planificación como metodología que adoptemos como herramienta de diagnóstico, análisis, evaluación, creatividad, innovación y actitud proactiva, ya no solo como por parte de los directivos y sino con la comprometida participación plena de la organización en su conjunto.

Al nivel operativo se trabajará con los Equipos de Prevención y Reducción de Desperdicios (EPRD), y con los sistemas de sugerencias para mejora de productos (en el amplio concepto).

Para trabajar la eliminación de los desperdicios los EPRD (Equipos de Prevención y Reducción de Desperdicios) trabajarán en el Proceso de Detección de Mudas (PDM) y del Proceso de Eliminación de Mudas (PEM). Sucederá tal el personal operativo esté ávido de la detección, dejando operar al personal técnico, de apoyo o podría ser de staff dedicado a realizar el proceso de eliminación mediante cambios técnicos y procesos de simplificación. Con esto no se impone que así deba ser sino puede darse la circunstancia que el mismo equipo realice ambos procesos, tanto el de detección como el de posterior eliminación (Proceso de Detección y Eliminación de Mudas – PDEM).

Próxima entrega: Innovación y Supervivencia

Un abrazo Enorme!

Paula Sánchez

Etiquetas de Technorati: ............

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por colaborar con tus comentarios!

Saludos Cordiales!
Paula Sánchez
Aprenda Marketing

Busqueda de Contenido

Todo sobre los Podcast

Estadisticas Gratis

WoWWW! Marketing por Paula Sanchez (Podcast)

Busqueda en Google

Ideas de Negocios

Ideas de Negocios
Portal Amigo

Aprenda Marketing Headline Animator

Mi colaboración en MuyPR

Blogalaxia

Blogalaxia

Ping

Mi Ping en TotalPing.com